La Casa de la Montaña: Pesadilla en lo Profundo

Había una vez, en un pequeño pueblo escondido entre las montañas, una familia que vivía en una antigua casa de campo. La familia estaba formada por el padre, la madre y sus dos hijos, Lucas y Emilia. Desde que se mudaron a esa casa, extraños sucesos empezaron a ocurrir.

Una noche, mientras la familia cenaba en la mesa del comedor, escucharon ruidos extraños que provenían del sótano. El padre decidió investigar y al bajar las escaleras, vio una sombra que se movía rápidamente por el pasillo oscuro. Asustado, regresó a la cocina y les advirtió a su familia que mantuvieran la calma.

Los días siguientes, los ruidos no cesaron. Los muebles se movían solos, las luces parpadeaban y extrañas voces susurraban en la noche. Emilia, la hija menor, empezó a tener pesadillas en las que una figura oscura la acechaba en su habitación. La madre, preocupada por la situación, decidió investigar la historia de la casa.

Descubrió que la casa había sido construida sobre un antiguo cementerio indígena, donde se habían cometido rituales oscuros y sacrificios humanos. Al enterarse de esto, la madre decidió contactar a un experto en fenómenos paranormales para que les ayudara a deshacerse de la presencia maligna que habitaba en la casa.

El experto llegó a la casa y empezó a realizar distintos rituales para limpiar el lugar. Sin embargo, la presencia se resistía y las cosas empeoraron. La temperatura de la casa bajaba de manera repentina, las paredes sangraban y figuras fantasmales aparecían en cada esquina.

Una noche, la presencia se manifestó en toda su magnitud. La figura oscura se materializó en el centro del salón y comenzó a perseguir a la familia. Los gritos de terror resonaban en toda la casa mientras intentaban huir de la entidad maligna. Finalmente, el experto logró expulsar a la presencia y la casa quedó en silencio.

La familia decidió abandonar la casa y nunca volvieron a hablar de lo sucedido. Sin embargo, la presencia siguió acechando en la oscuridad, esperando a la próxima familia que se atreviera a habitar la casa de campo en la montaña.

Scroll al inicio